logo care plus
VolverVer más publicaciones

Guía de buenos hábitos para la vuelta a tu puesto de trabajo habitual

16-06-2020

Se acerca el verano y puedes salir a la calle, ¡pero hay más novedades! Estos días son muchos los espacios de trabajo que vuelven a la normalidad y, con ello, muchas las personas que cambian el teletrabajo por su puesto de trabajo habitual. ¿Recuerdas que hace un mes no dejabas de quejarte sobre estar por un largo periodo de tiempo en casa?

Es posible que durante ese largo periodo te hayas acostumbrado a una serie de ventajas que, sin duda, no tiene tu puesto de trabajo habitual.

La cercanía con tus seres queridos o tu mascota, la flexibilidad y la conveniencia de tener todas tus pertenencias mientras trabajas ya no estarán disponibles y alterará de nuevo tu experiencia vital diaria. Todos reaccionamos diferente a los cambios dentro de nuestra rutina diaria, pero hay un gran número de personas a las que puede provocar cierto estrés, fatiga e incluso depresión.

En Care+ queremos cuidar de ti y por eso te dejamos una serie de buenos hábitos que facilitarán el regreso a tu puesto de trabajo habitual.

zumo verduras zumo frutas

Interioriza tu nueva rutina

Asumir tu realidad es una de las claves para mantener tu salud mental intacta. Reflexionar para entender que de ahora en adelante esta será tu rutina diaria puede ser el acto más beneficioso para la vuelta a tu espacio de trabajo. Es posible que te suene abstracto, pero si te esfuerzas un poco, lograrás entenderlo y aplicarlo.

Mantente positivo, por mucho que te cueste

Los beneficios de mantenerte con una mentalidad positiva son muchos, especialmente en una situación con tendencia a verse de manera negativa. Principalmente te ayudará a solventar ciertas situaciones que, con una actitud negativa, podrían complicarse de manera gratuita.

Recuerda que el resto de tus compañeros están atravesando el mismo proceso que tú por lo que, si de manera colectiva, conseguís un espíritu positivo, la jornada será mucho menos costosa.

Aprovecha las ventajas de tu entorno de trabajo

También las tiene, ¿o es que no las recuerdas? Poder comunicarte de manera presencial con tus compañeros, la charla distendida con los que mejor te caen o el momentito del café con leche en tu terraza favorita son actividades que no han estado disponibles durante todo este tiempo. ¡Aprovechalas! Pueden no parecer gran cosa, pero las pequeñas satisfacciones nos alejan de la posibilidad de padecer estrés, fatiga y hasta depresión.

Mantente activo

Es posible que al inicio puedas sentirte más cansado debido a pequeñas actividades físicas que llevas tiempo no haciendo, incluso un pequeño desplazamiento hasta tu puesto de trabajo podría darte una sensación de cansancio. ¿Marcharte a casa inmediatamente después del trabajo suena tentador? Lucha en contra de los deseos de tu cuerpo y programa actividades de ocio después del trabajo.

¡La vida no empieza en sábado y acaba en domingo! La semana dura siete días y el trabajo es solo una jornada en tu día, no el día completo. Una tarde en el gimnasio, tomar algo con tus amigos, ir al cine o una ruta de las que te gusta hacer los domingos, son actividades altamente beneficiosas para tu salud mental.

También te puede interesar

Volver arriba